Blog

Una visita muy especial

Una visita muy especial

La granja escuela de Baratze recibirá a unos nuevos huéspedes. Esta semana, aprovechamos el puente para compartir experiencias con una visita muy especial. Desde Barcelona, vienen unas familias de una escuela viva y activa. Sus hijos e hijas reciben la educación de la mano de Escola Congrés-Indians. Donde estos, están en un ambiente que se llama Omako Basoa, en la cual comparten con nosotros las mismas líneas pedagógicas.
Implantan una educación en la que el aprendizaje se adapta a las edades de los alumnos y alumnas de la escuela. Los docentes se encargan de hacer un seguimiento a través de la observación de manera continuada.

“Los niños son creativos por naturaleza, y la escuela debe favorecer esta potencialidad. No podemos crear entornos donde el niño acabe sintiendo que el adulto busca un modelo de alumno, donde los niños y las niñas piensen que hay un patrón al que deben atender, donde se generen dinámicas que hagan que el niño termine creando en todo momento para agradar el adulto, para hacerlo contento.”

El día a día

Las familias juegan un papel muy importante en el día a día de los más pequeños. Acompañan a sus hijos en los primeros minutos de la mañana en la escuela. Además hay grupos de familias acompañantes que nos visitan durante toda la mañana a modo de apoyo a los maestros junto con los voluntarios.
Una vez las familias se van de las escuela empieza su día a día. Los niños y niñas se reúnen en pequeños grupos de trabajo para desempeñar sus actividades diarias.

Ambientes de la escuela

Cuentan con amplios espacios totalmente equipados para el desarrollo de cada actividad. Espacios para el juego con materiales de madera, arena. Aulas con materiales para desarrollar las artes plásticas, juegos de mesa, lectura, y la proyección de objetos en la pared. Está bien la diferenciación de cada espacio con la actividad correspondiente. De esta manera los alumnos tienen una buena ambientación para el desempeño de cada actividad.

 

Como Baratze la escuela es consciente de que cada niño es diferente e intenta introducir diferentes modelos de aprendizaje para potenciar las necesidades de cada niño.

Esta pequeña reunión hará que nuestra granja escuela aprenda mucho del método de educación que utilizan. Además compartiremos experiencias entre unos y otros. Y aprenderemos a su vez los modelos de educación implantados en cada uno de los ambientes.

Beneficios de tener una huerta

Cada vez son más los centros escolares que incluyen una huerta en sus instalaciones y nuestra granja escuela no se queda atrás. Baratze cuenta con un espacio dedicado a esta gran actividad en la que mayores y pequeños forman un pequeño grupo para crear algo grande.

El terreno está preparado para cultivar hortalizas y plantas para el consumo propio de la granja escuela. Y eso que de lo come se cría lo tenemos muy presente ya que tanto nuestros alimentos como nuestros visitantes ¡son los mejores!

Beneficios de tener una huerta

1.Conectar con la tierra:

Descubrirán que es una actividad divertida y comprenderán de dónde vienen muchos de los alimentos que comemos.

2. Pasar tiempo con tus compañeros:

Un huerto es un trabajo de todos. De esta manera serán capaces de realizar una actividad conjunta con un mismo fin. Crear algo nuevo y cuidarlo. Y una vez esté la labor hecha y salgan los resultados, recogerlos.

3.Más verduras:

Al ver que algo que han creado ellos y cuidado se come, se atreverán a introducirlo en su rutina alimentaria.

4.Aire libre:

Es una manera de que los niñ@s se alejen de las pantallas. Para ellos será un nuevo ocio. Y, tal vez en un futuro se animen ellos a montar un huerto con su grupo de amigos.

5.Herramienta educativa:

Sabrán de dónde se recogen los pimientos o de dónde vienen las lentejas. Comprenderán el ciclo de vida. Y observarán la diferencia de colores y sabores que existen.

6.Responsabilidad:

Un huerto necesita cuidados y para ello se crean diferentes tareas. Es muy importante la constancia y que cada uno se encargue de sus tareas. Así obtendremos resultados.

7.Reduce el estrés:

La tranquilidad y el silencio se apoderará de l@s más pequeños.

 

Todo esto cuenta con un fin para nuestros visitantes. Hace que conozcan más la naturaleza, esto le gustará y hará que la cuiden.

Necesidades básicas de los niños y niñas

Constantemente nos preguntamos cuáles son las necesidades básicas de los niños y qué podemos hacer para que estas se cumplan. En nuestra granja escuela las trabajamos muy bien. Adaptamos perfectamente el aprendizaje y las actividades a las necesidades de cada niño. Eso lo hemos aprendido en parte gracias a las actividades que incluimos en nuestro método de inteligencias múltiples de Howard Gardner.

En Baratze trabajamos las 5 necesidades básicas principales de los niños.

 

5 necesidades básicas

  • Necesidad afectiva

Los niños y niñas tienen la necesidad de sentirse queridos, seguros y confiados.  Por ello recurren y buscan el reclamo de un adulto para completar esta necesidad. En Baratze no sólo ofrecemos esa seguridad a través de la presencia de un adulto. Los animales ocupan gran parte del protagonismo, ya que muchas actividades las realizamos con ellos. Los animales ofrecen muchas veces esa seguridad que los pequeños reclaman. Pero además, la introducción de las actividades de inteligencia múltiple, que ofrece actividades personalizadas para cada niño, permite afrontar desafíos de su desarrollo con una continua autonomía y confianza.

 

  • Necesidades de cuidado y atención personal

En la granja escuela, siempre tenemos en cuenta sus necesidades alimenticias ofreciéndoles una dieta sana y equilibrada. Entre las actividades ofrecemos pequeños descansos e incluso momentos libres para que los niños y niñas desconecten y jueguen entre ellos y ellas. Pensamos que de esta manera no se saturan y es bueno despejar la mente. Además en Baratze dispone de cuatro plantas con cocina, comedor, lavandería, dormitorios, aseos y duchas.

 

  • Necesidades físicas y de actuación

Los niños y niñas están constantemente experimentando grandes cambios en su cuerpo. La granja escuela dispone de un gran espacio donde poder jugar al aire libre, de esta manera pueden moverse con total libertad por las zonas acotadas al aire libre.

Con las actividades que ofrecemos pueden trabajar sobre los objetos y con nuestras instalaciones trabajar con elementos de nuestro entorno natural.

 

  • Necesidades de socialización

Para trabajar con los niños y niñas que vienen a visitarnos, en la realización de actividades nos dividimos en pequeños grupos para una mejor organización. Es una manera de que los propios alumnos y alumnas se relacionen entre ellos y ellas  y conozcan más a sus compañeros y compañeras de aula.

 

  • Necesidades de experimentación y aprendizaje

En la granja escuela adaptamos las actividades a las edades de los alumnos y alumnas que nos visitan. Como educadores ayudamos a los niños y niñas a desarrollar el gusto por la actividad autónoma motivándoles con diferentes actividades.

 

Inteligencia lógico–matemática

Anteriormente empezamos a profundizar en el tema de las inteligencias múltiples. En qué consisten y hablamos sobre una de las muchas que existen. La primera fue la Inteligencia visual–espacial, explicamos de qué se trata y la manera que tenemos de trabajarla.

A continuación hablaremos sobre la inteligencia lógico-matemática y que talleres realizamos en esta, además de como la trabajamos.

¿Qué es la inteligencia lógico-matemática?

La inteligencia lógico-matemática es la capacidad de razonar a través de los números. Permite resolver problemas matemáticos de una manera lógica. La persona es capaz de llegar a la misma solución a través de diferentes mecanismos empleando elementos matemáticos y lógicos a  la vez.

Quien posee este tipo de inteligencia es capaz de resolver problemas lógicos como puzles. Tiene una gran habilidad para el cálculo numérico. Y encuentra con facilidad patrones y similitudes entre objetos y acciones.

Podemos potenciarla de varias maneras:

  • Resolución de problemas sencillos.
  • Trabajar series lógicas y divertidas.
  • Clasificar objetos por colores, tamaños y forma.
  • Inventar cuentos a través de problemas matemáticos.

¿Cómo la trabajamos?

En la granja escuela de Baratze trabajamos la inteligencia lógico-matemática a través de la cocina. Creamos esta actividad con el fin combinar dos elementos como lo son la experimentación y el juego. Para ello convertiremos alimentos crudos en alimentos comestibles. En el taller realizaremos pan, bizcocho, magdalenas o galletas. Así, trabajaremos la aplicación de los diversos conceptos matemáticos.

Además trabajamos el pensamiento deductivo e inductivo con algunos conceptos matemáticos. En la actividad incluimos el sistema métrico decimal, el cálculo, la geometría, volumen y densidad, mezcla y disolución y la probabilidad.

ESTRENAMOS COCINA NUEVA

cocina master chef

A partir de este curso 2017-18, vamos a chuparnos los dedos. Mirad qué cocina: